Cerrando el 2018..

Tengo pendiente hacer un poco de retrospectiva en este año. Estamos casi a final de Enero  y no he sido capaz de encontrar un ratito para sentarme y escribir.

Este año que acaba de terminar me produce sentimientos encontrados. Por una parte la verdad es que ha sido emocionante en el tema de aprendizaje, pero por otra parte, creo que ha sido demasiado (y por lo consiguiente agotador)

El año empezó con un proyecto que nos va a llevar varios años terminar. Compramos nuestros futuro hogar, en el que espero que nos podamos retirar, pero había mucho trabajo pendiente.

IMG 20180525 170919

Tenía muy claro que el trabajo no íbamos a poder hacerlo nosotros, pero el tener una idea clara de qué queremos hacer, como queremos hacerlo y qué recursos teníamos para hacerlo ha resultado algo agotador. Parece que no, pero planear es muy cansado. La sensación del lienzo en blanco, el por dónde empezar (y sobre todo el “thinking ahead” para intentar evitar las sorpresas) ha agotado muchas de nuestras energías. A fecha de hoy todavía tenemos cosas pendientes, y sin muy clara idea de cuándo terminaremos.

Para muchas de las decisiones que hemos tomado hemos abusado un poco de amigos (y su conocimiento sobre el tema) también nos ha venido muy bien la experiencia acumulada de haber pasado por varias casas de alquiler. Creo que tanto Ociore como yo sabíamos lo que nos gusta (y lo que nos funciona) en una casa. Todas estas ideas y experiencias están siendo el resultado de nuestra casa (poco a poco)

Lógicamente a todos los problemas (y tensión) que significa una reforma hay que añadirle el que hay que hacerlo en remoto 🙂 Eso ha sido muchas de las causas de que nos dure tanto. No es fácil presentarse en Cádiz cada dos por tres para ver que tal van las cosas y para tomar decisiones.

Con esto nos poníamos en Marzo… y aún hay mas. En Junio yo empece en mi nuevo puesto (dentro de la misma empresa)

Unnamed

Empecé como SRE. La verdad es que el tener que dejar a un equipo en el que he estado casi 8 años y empezar prácticamente de nuevo fue un trabajazo. Las ultimas semanas en mi antiguo equipo creo que me generaron mas trabajo que el que yo esperaba. Tenía que asegurarme que todo lo que yo dejaba estaba en buenas manos. Una vez has dejado eso finalizado hay que añadirle la curva de aprendizaje en el nuevo equipo.

La verdad es que si se hubieran quedado las cosas ahi el año hubiera estado mas que completo, pero como sabéis ya (si seguís este blog) en Julio nos notificaron que nos teníamos que ir de nuestra casa (https://luy.orcasitas.com/2018/09/20/nuevas-experiencias-en-suiza/).

En este punto las cosas van sumando. La obra, el nuevo curro, la mudanza. Que sí, que no es como para echarse las manos a la cabeza, pero poco a poco esto te va sacando de tu zona de confort, y cuando empiezas a quemar “reservas” de energía empezas a ver la cosa cuesta arriba.

Organizar la mudanza, mientras volvíamos a España para ver el estado de la obra (y elegir el resto de los pasos de la misma) y a la vez intentábamos descansar creo que estaba en nuestro limite. Creo que este septiembre es de las primeras veces en las que hemos ido a España y  hemos vuelto con la sensación de descanso negativo. 

El resto del año ha sido un intentar recuperar el fuelle para que la cosa no fuera a peor. 

Ha habido muchas mas cosas que han añadido presión a esto, pero que no merece la pena mencionar por aquí, pero bueno, 2018 ha terminado. Ahora nos toca el 2019.. tengo muchas ilusiones en este año, sobre todo de terminar muchas de las cosas que hay abiertas. Ya os iré contando por aquí (poco a poco). 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s